Educación plantea posponer las pruebas finales de Primaria y ESO

La Conselleria de Educación planteará hoy al resto de comunidades una serie de medidas en relación a las oposiciones docentes, previstas inicialmente para mediados de junio, y sobre las pruebas finales de Primaria y 4º de la ESO, que son de carácter diagnóstico, es decir, sin validez académica. Exactamente, trasladará la necesidad de aplazarlas teniendo en cuenta la situación de excepcionalidad que afecta de lleno al funcionamiento del mundo educativo.

En cuanto a estas evaluaciones de rendimiento que se derivan de la Lomce -inicialmente reválidas reconvertidas en pruebas muestrales para detectar fortalezas y flaquezas de los centros- la conselleria alega que al tratarse de herramientas que no tienen incidencia en el expediente pueden aplazarse hasta que la situación se normalice, si bien se planteará que sea una medida coordinada entre todas las autonomías. La postura será defendida en la Conferencia Sectorial que el Ministerio de Educación ha convocado para hoy.

En cuanto a las oposiciones docentes (3.575 plazas de Secundaria) la intención era que el primer ejercicio se realizara de 17 de junio, justo un día después del fin de las clases para poder utilizar los institutos como sedes. Aunque la conselleria ya había dejado la puerta abierta a retrasar la convocatoria en función de cómo avance la crisis, el conseller Vicent Marzà confirmó que esta será la postura que defenderá ante resto de regiones, como avanzó ayer en el programa Les Notícies del Matí de À Punt.

«Creo que no podemos seguir adelante con el mismo calendario, aunque deben realizarse», dijo. Justificó su punto de vista en que en las condiciones actuales no se puede garantizar la concurrencia en condiciones de igualdad -«hay opositores que deberían estar preparándose y no pueden acceder a su preparador o deben cuidar de algún familiar enfermo», señaló-, si bien no llegó a clarificar si planteará trasladarlas al año que viene o simplemente retrasar las fechas actuales. La idea es que todas las comunidades con pruebas selectivas de Secundaria tomen la misma decisión. Cabe recordar que una oposición es un proceso que ocupa todo julio, por lo que el margen de maniobra para simplemente retrasar el calendario es escaso.

En la Conferencia Sectorial también se tratarán las nuevas fechas de la selectividad, y es posible que se conozca ya un calendario definido. La Crue avanzó que no pueden irse más allá de la primera semana de julio teniendo en cuenta que después llegan todos los procesos de preinscripción y matrícula, sin olvidar la convocatoria extraordinaria. En este caso sí es fundamental que las fechas sean similares a nivel estatal para poder cuadrar todos los procesos, teniendo en cuenta que en España existe distrito único universitario.

Por otro lado, el Ministerio de Educación anunció ayer que se van a flexibilizar al máximo las prácticas de Formación Profesional y su evaluación para evitar perjuicios al alumnado a la hora de titular. También desmintió que en la sectorial de hoy se vaya a dar el curso por terminado en marzo, como deslizó el consejero de Educación de Madrid.

Leave a Reply