Dos valencianas se encuentran atrapadas en Australia por la cancelación de vuelos

Dos jóvenes de la Ribera han hecho un llamamiento a través de las redes sociales para pedir ayuda. «Estamos atrapadas en Sidney», explican Laura y Paula. Quieren regresar a España en estos momentos difíciles pero les han cancelado ya dos vuelos de los cuales la aerolínea «no se hace responsable de ningún reembolso».

Ante esta situación, han acudido a solicitar ayuda al consulado español en la ciudad australiana pero la respuesta no ha sido positiva. “Nos han dicho que mientras haya vuelos comerciales te los tienes que costear tú, unos vuelos que ahora cuestan más de 8.000 euros y sin seguridad de que vayan a volar”, añade Laura Íñigo.

Además de los precios elevados para estos vuelos se encuentran otro problema para regresar a casa. “En el caso de volar, los están vendiendo con overbooking por lo que mucha gente se está quedando en tierra”, señalan. Esto es lo que temen que les pase con el tercer vuelo que han comprado y que tiene su salida prevista para el miércoles. “Creemos que no va a salir como ha pasado ya en las anteriores ocasiones. Solo podemos cruzar los dedos”, explica Laura desesperada por la situación de angustia que viven.

A través de las redes sociales han contactado con otras personas en una situación similar y ya son más de 300 los españoles que se han unido para exigir una solución. “No sabemos qué va a pasar con nosotros, si vamos a tener vuelo ni qué hacer”, lamentan. De ahí que hayan decido hacer un llamamiento a las autoridades. “Muchas de estas personas no se pueden permitir estos precios, y están optando por esperar que el Gobierno dé una solución”, comenta Laura.

Y es que el incremento del precio de los vuelos está siendo asombroso. El primer vuelo de vuelta que compró esta joven de Algemesí hace unos meses antes de ir de viaje a Australia le costó 500 euros. El segundo ya duplicó su precio y ahora los que quedan están en torno a los 9.000 o 10.000 euros.

La única respuesta obtenida por parte del consulado tras la denuncia en redes sociales ha sido un email a algunos afectados ofreciéndoles un código de descuento para el vuelo de un 10% para vuelos que superan los 12.000 dolares por lo que el precio sigue siendo muy elevado.

No hay alojamiento para españoles

Y es que la falta de vuelos no es el único problema que se han encontrado en las últimas semanas. También se ha complicado encontrar alojamiento en la ciudad. “Simplemente por el hecho de ser español no te puedes alojar en sus hostales u hoteles”, explican estas jóvenes valencianas. En su caso, tenían la residencia en Gold Coast a más de 800 kilómetros de Sidney donde viajaron la semana pasada para coger su vuelo de regreso. “El martes teníamos que volar las dos para regresar a España, pero nos enviaron un correo informando de que nuestro vuelo había sido cancelado. Compramos un segundo vuelo y estando ya en el aeropuerto, con las maletas facturadas, nos dicen que no hay vuelo”, recuerda Laura.

No han podido volver al pueblo por las restricciones en las fronteras entre estados y han tenido que pedir ayuda a un conocido para conseguir un alojamiento en Sidney.

Paula, vecina de Alzira, llegó a Australia en octubre para realizar un curso. Hace un mes, Laura acudió a visitarla antes de su regreso para conocer el país. Necesitan volver antes del 15 de abril, momento en el que se suspenderán los vuelos internacionales, para no quedar atrapadas en este país.

Leave a Reply