EEUU extradita a Alemania a la mano derecha del narcotraficante Pablo Escobar

El que fuera brazo derecho del narcotraficante colombiano Pablo Escobar y uno de los protagonistas de las series de televisión ‘Narcos’ y ‘Escobar, patrón del mal’ disfrutará, tras cumplir condena en Estados Unidos, de los últimos años de su vida en libertad en Alemania. Escoltado por dos «marshalls» norteamericanos, Carlos Lehder Rivas, de 70 años de edad, aterrizó este martes en el aeropuerto de Fráncfort en un vuelo regular procedente de Nueva York tras ser expulsado de Estados Unidos para ser acogido por Alemania tras una operación humanitaria de la diplomacia germana. Como su padre era alemán, la embajada de Berlín en Washington le extendió hace pocos días un pasaporte temporal que le ha permitido viajar a este país. Carlos Lehder no tiene un solo familiar en Alemania y nunca antes había estado en este país, pero será atendido a partir de ahora por una organización benéfica alemana, revela Spiegel Online. De la justicia alemana no tiene nada que temer pues no tiene causas pendientes y como ya ha sido juzgado y condenado en Estados Unidos, no puede ser procesado en este país por los mismos crímenes.

Carlos Lehder Rivas fue el principal responsable de la logística del llamado ‘Cártel de Medellín’ que creara Pablo Escobar a finales de los 70 y en los 80 inundó Estados Unidos de cocaína barata. Piloto privado, Lehder organizó una enorme flota de avionetas con las que trasladaba a diario cientos de kilogramos del polvo blanco desde Colombia y con escalas intermedias hasta Florida. Los sacos en los que transportaba la droga se llenaban de dólares para los vuelos de retorno. Conocido como «Crazy Charlie», Carlos el loco, en lo más alto de su carrera como narcotraficante tuvo ingresos multimillonarios. Su entrega a Alemania acaba ahora con un largos años de misteriosa desaparición de la faz de la tierra. Capturado en 1987 en Colombia, Carlos Lehder fue extraditado de manera casi inmediata a Estados Unidos, país que le había declarado ya enemigo público. Los jueces le condenaron en un proceso por narcotráfico a 134 años de cárcel. Sin embargo, posteriormente cooperó con las autoridades, entró en un programa de testigos protegidos y declaró en el proceso contra el general Manuel Noriega, presidente de facto de Panamá entre 1983 y 1989. Desde entonces su paradero era absolutamente desconocido.

La extradición de Carlos Lehder a Alemania será seguramente su último viaje. Tras esta operación se esconde al parecer un acuerdo diplomático entre EEUU y Alemania. Colombia lleva años exigiendo que, tras cumplir condena en Estados Unidos, Lehder sea extraditado a su país de origen. Varios de sus familiares habían expresado el temor a que, si eso sucediera, el veterano narcotraficante volviera a ser encerrado en Colombia para ser sometido a otros juicios. A sus 70 años, Carlos Lehder sufre una enfermedad grave no especificada que puede haber sido la causa última de la intervención humanitaria por parte del ejecutivo de Berlín. El piloto y narcotraficante germano-colombiano fue una figura singular dentro del «Cártel de Medellín» en el que se ganó la fama de ser especialmente brutal con los traidores a la organización que controló el mercado ilegal mundial de cocaína durante prácticamente una década. Lehder era entonces un admirador declarado de Adolf Hitler, pero también de John Lennon y con el negocio de la cocaína llegó a hacerse tan rico que compró una isla en el Caribe para utilizarla como almacén de droga y para las escalas de sus aviones en sus idas y vueltas a Estados Unidos.

Leave a Reply